¿Sos inteligente?

Te invitamos acá a descubrirlo 😉

Hola, ¿sos inteligente?

Querid@ alumn@, me encantaría conversar un par de palabras con vos antes de que empiece la vorágine de materias, unidades, ejercicios, exámenes, y todo lo que se avecina  inexorable y terriblemente en tu vida por haber decidido formar parte de Quantum. Y para ello te hago una sencilla pregunta de vital importancia: ¿Sos inteligente? Mmm…

Antes que nada aclaremos algo: ¡Pff, claro que sos inteligente! Quería asegurarme de que sabés eso desde el principio. A ver, en el mundo cada vez más competitivo en el que vivimos, la inteligencia a menudo se utiliza como sinónimo del valor de las personas. Las pruebas de Coeficiente Intelectual (IQ) son usadas frecuentemente como una herramienta que describe quiénes somos y a qué podemos aspirar. Además, con pasmosa facilidad asumimos que toda la complejidad de la mente del ser humano puede resumirse en un polo con dos extremos: la sagacidad y la estupidez. Así, rápidamente etiquetamos a los demás y a nosotros mismos con adjetivos que describen la posición que ocupa una u otra persona en esa jerarquía –tonta– de inteligencia.

Sin embargo, la realidad acerca de nuestra mente y su potencial es mucho más rica de lo que queda expresado en esta manera de concebir el intelecto. Nuestra psique no se limita a funcionar según las lógicas que tienen en cuenta las puntuaciones de IQ, porque no hay una sola forma de medir sus capacidades. Ésta es la idea que hay detrás de la Teoría de las Inteligencias Múltiples de Howard Gardner y que quiero, pequeñ@ alumn@, compartir con vos.

Este psicólogo estadounidense habla sobre una idea muy poderosa: que las capacidades de nuestra mente no forman parte de una sola habilidad llamada inteligencia, sino de muchas que trabajan en paralelo y que, muchas veces, son ignoradas o eclipsadas simplemente porque no las valoramos. Entonces vos, como cada persona, disponés de varios tipos de habilidades mentales que son independientes entre sí, y que si aprendés a identificarlas y potenciarlas para encontrar tu “fórmula ganadora” en el aprendizaje, vas a tener siempre éxito. Yes!!

 
¿Cuál es tu estilo de aprendizaje? 

A continuación, un fragmento extraído del libro “Padre rico, padre pobre, para jóvenes” de Robert T. Kiyosaki.

“Observa esta lista. Conforme la leas, piensa en qué métodos describen mejor tu estilo de aprendizaje. Encierra en un círculo el número que corresponde a cada uno de los estilos de aprendizaje; 1 corresponde menos al tuyo, y 5 corresponde más. Ésta no es una prueba. Repito: ¡Ésta no es una prueba! No existe una respuesta buena o mala, o un resultado alto o bajo. Es sólo una manera de pensar acerca de cómo aprender más cómodamente.

Inteligencia verbal-lingüística. Si tienes siempre un libro en tu mochila, encierra en un círculo el número 5. Este tipo de inteligencia se relaciona con la lectura, la escritura y el lenguaje. También se le llama “ser bueno con las palabras”.

12345

 

Inteligencia numérica. Si eres una de esas personas que puede resolver un problema de matemáticas en la cabeza, encierra en un círculo el número 5. Esta inteligencia se encuentra en las personas que pueden trabajar fácilmente con números y datos. También son personas generalmente calmadas, que piensan racionalmente

12345

 

Inteligencia espacial. Si dibujar garabatos te ayuda a escuchar en clase, o siempre ves cosas que te gustaría fotografiar, encierra en un círculo el número 5. Esta inteligencia es utilizada para discernir patrones, diseños y espacio, y se encuentra en muchos artistas, arquitectos y coreógrafos que pueden visualizar un objeto o acontecimiento en dos o tres dimensiones y convertirlo en realidad.

12345

Inteligencia musical. ¿Estás golpeteando con el lápiz o tamborileando con los dedos en este momento? Dirígete al número 5. Este tipo de inteligencia está sincronizada con los sonidos, el ritmo y las rimas.

12345

 

Inteligencia física. Si te gusta la educación física en la escuela, o si tu cuarto parece una tienda de artículos deportivos, eres físicamente inteligente, alguien que tiene conciencia de cómo utilizar bien tu cuerpo, como muchos atletas y bailarines.

12345

 

Inteligencia interpersonal. ¿Haces amistades sin esfuerzo (encierra en un círculo el número 5) o es infinitamente complicado (encierra en un círculo el número 1)? ¿Siempre (o nunca) sabes lo que tus amigos piensan, o estás en algún punto entre ambos extremos? Encierra el número correspondiente. Esta inteligencia se refiere a la manera en que alguien se lleva con las demás personas, a lo que también se le llama “ser persona de muchos amigos”.

12345

 

J Inteligencia intrapersonal. Si la inteligencia interpersonal es “ser persona de muchos amigos”, la inteligencia intrapersonal se refiere a uno mismo, a la conciencia de ti mismo. También se le llama inteligencia emocional, porque se relaciona con la manera en que manejas tus emociones, como el miedo y la ira. ¿Comprendes tus propias reacciones en situaciones difíciles y puedes controlarlas? ¿Piensas antes de responder? ¿Eres paciente con tus propias limitaciones y cuidas tu autoestima?

12345

 

¿Adviertes un patrón en tus números? ¿En qué tipo de inteligencia te diste la calificación más alta? Si te diste una calificación de 4 ó 5 en inteligencia verbal-lingüística, es probable que te sientas cómodo al utilizar la lectura y la escritura como herramientas de aprendizaje. Si te calificaste con 4 ó 5 en las inteligencias física o musical, es posible que puedas tener un gran éxito en “aprender al hacer”; al usar capacitación en el trabajo, como los internados, o al participar en los clubes escolares o comunitarios. Si te diste una calificación de 4 ó 5 en las inteligencias espacial o numérica, puede ser benéfico que aprendas al dibujar, al trazar gráficas y diagramas, al construir modelos o al trabajar con las manos. Si te calificaste con un 4 ó 5 en las inteligencias interpersonal o intrapersonal, puedes aprender mejor al hablar con amigos o adultos acerca de sus experiencias, al debatir o al actuar. Tu inteligencia intrapersonal te resultará útil en cualquier tipo de capacitación, dado que te ayudará a mantener tu paciencia y autoestima al encarar los desafíos. También es posible que te hayas dado calificaciones altas en varias áreas. Eso significa que te sientes cómodo al “mezclar y combinar” diferentes actividades que funcionan con tus estilos de aprendizaje.

¿Pero qué ocurre si no te calificaste alto en ningún área? ¿Estás perdido? De ninguna manera. Este ejercicio fue diseñado para ayudarte a comenzar a pensar sobre cómo pensar. Puedes mejorar en cualquier área si estás decidido a ejercitar tu cerebro, tal y como mi padre rico me ordenó que hiciera cuando era niño. Si eres más fuerte en un área que en las demás, existe mucho que puedes hacer para equilibrarte. He aquí algunas sugerencias. ¿Qué otras ideas se te ocurren?” 

Así que querid@ y temeros@ alumn@, dejame a mí que responda por vos la pregunta inicial: ¡Sí, sos muy inteligente! Pero todos aprendemos de maneras diferentes: la clave consiste en encontrar la manera en que aprendés mejor, que empecés a conocer tus fortalezas y las hagas arder. Que estudiés y, mucho mejor, que aprendás, explotando tus múltiples inteligencias, las que no tienen por qué coincidir con las de tu compañer@, la del profesor, o la que usó tu escuela para medirte. La mejor manera de obtener lo que querés es creer que podés lograrlo. Los pensamientos son poderosos. Vos podés hacer que las cosas ocurran si fijás tu mente para lograrlo.

Bienvenid@!

Prof. Cristian

Ir arriba
Iniciar chat
¡Hola! 👋🏻 ¿En qué podemos ayudarte?